Los terapeutas y entrenadores que figuran en este sitio no son médicos. Consulte a su médico primero en caso de enfermedad, malestar o alteraciones graves. Saber más... Lo entiendo

¿Qué es la acupuntura? ¿Cuáles son los orígenes?

Es en la medicina tradicional china más pura que nació la acupuntura (del latín acus para aguja y punctura para pinchazo). Esta práctica ancestral, que se remonta a más de 5.000 años, se basa en la estimulación de zonas específicas de la piel. Es una medicina suave y alternativa, con finalidad terapéutica, que actúa sobre los diferentes meridianos del cuerpo.

El objetivo de la acupuntura es reequilibrar y restaurar la correcta circulación de energías en el cuerpo, estimulando áreas específicas, especialmente en las vías nerviosas, sanguíneas o linfáticas, que permiten la circulación de la energía. Hay 366 de estos meridianos en todo el cuerpo. Debido a que un desequilibrio de energías puede promover la aparición de enfermedades o lesiones, es importante asegurarse de que se corrija.

Encuentra un especialista

¿Por qué utilizar la acupuntura?

La acupuntura es una práctica muy popular para combatir adicciones (drogas, alcohol, tabaco, etc.), alergias e incluso formas de estrés y ansiedad. También se puede utilizar para aliviar todo tipo de dolores (dolor de espalda, tendinitis, reumatismo, artrosis, etc.), insomnio, hipertensión, dificultades respiratorias o incluso dolores de cabeza, mareos y otros inconvenientes habituales de la vida diaria.

Al igual que la hipnosis, la acupuntura también es un medio utilizado para la anestesia durante la cirugía. El uso de la acupuntura para problemas psicológicos, como depresión o estados emocionales complejos, también se encuentra entre las indicaciones habituales de esta práctica. Si bien estos efectos nunca se han probado científicamente, su eficacia no es menos fascinante. Solo necesitas usarlo para juzgar por ti mismo.

¿Cómo se realiza una sesión de acupuntura?

Una sesión de acupuntura dura entre veinte minutos y una hora, en promedio. Dependiendo del problema que se esté tratando, el médico sugiere una sesión más corta o más larga, en la que la mayoría de las veces está acostado. Para la primera sesión, debe responder una
lista de preguntas sobre su vida, sus hábitos y sus problemas. El objetivo es comprender completamente su perfil e implementar el tratamiento que mejor se adapte a sus necesidades.

El acupunturista coloca las agujas en la piel, basándose en los meridianos específicos. Si bien las agujas a veces pueden dar miedo, la sesión no es nada dolorosa. Se trata de agujas específicas extremadamente finas con un diámetro de 0,22 mm. A veces dan la sensación de un ligero hormigueo, la mayoría de las veces apenas perceptible.

¿Cuáles son los precios de una sesión de acupuntura?

La sesión cuesta una media de 45 € aunque el precio varía entre 30 y 120 €. Dependiendo de la ciudad en la que el centro de acupuntura esté situado, la reputación de la misma, así como el tipo de técnica que se aplique, el precio final podría variar. Muchas mutuas ahora ofrecen apoyo, generalmente de varias sesiones al año.

¿Cómo entrenar en acupuntura?

Para convertirse en un acupunturista, tienes la opción de realizar estudios de acupuntura en cualquier escuela que tengas un certificado avalado por la Comisión de Acreditación de Acupuntura y Medicina Oriental. Los aspirantes de las escuelas autorizadas de acupuntura tienen que al menos estudiar 2 años en el nivel de básico pero muchas academias solicitan una licenciatura. Algunos también optan por ir a China, la cuna de la acupuntura, para entrenar.

Los beneficios de esta terapia alternativa

Aliviar los dolores crónicos

Calmar las tensiones internas

Reducir los dolores articulares

Dejar de fumar

Equilibrar tu cuerpo y tu mente enérgicamente

Aliviar los problemas digestivos

Mejorar la circulación de la sangre

Reducir el estrés

Aliviar los problemas menstruales

Reducir los dolores de la mujer embarazada

La medicina alternativa, también conocida como medicina alternativa y complementaria (CAM), no pretende reemplazar el tratamiento médico. Consulte a su médico primero en caso de enfermedad, malestar o alteraciones graves.